lunes, 20 de julio de 2009

teresa, estás zafando

teresa (ex de) costantini tiene una rara virtud: es una persona que, pese a saber que no hace grandes películas, insiste con su afán de directora y por lo tanto no repara en gastos a la hora de hacer una.
no recuerdo una sola de sus películas que me haya gustado. ni siquiera para pasar el rato. y tampoco recuerdo que alguien las haya ido a ver. pero ahora, por meterse con felicitas (guerrero; si fuera pérez nadie diría nada) ha motivado que varios lectores-escritores salieran a cricarla (bien o mal).
sin embargo, como todo lector de *mi diario* que se precie, acá nadie discute si la película es buena o mala (bueno, en rigor sí mencionan eso, pero como para darles un cierre a las cartas), sino se ponen a discernir si a) no se cometió una falla histórica en el argumento [hace poco discutían si tal o cual era un cabrón que había matado a felicitas o si tal o cual familia era la *mala* de la película porque, como dijimos, estamos hablando de gente bien], b) si la ambientación de época es correcta [de nuevo, si yo soy bien, yo sé que un mueble de tal periodo nunca nunca nunca podría haber formado parte del mobiliario de una casa de los guerrero] y c) la truculencia de las imágenes [yes, milady, el otro día un tipo dijo que las imágenes de la guerra del paraguay eran *truculentas*; la próxima vez se las hacemos más amables].
la discusión de hoy, entonces:

Felicitas
Se ñor Di rec tor:
"Ante varias cartas de lectores aparecidas en LA NACION en las que critican la falta de veracidad histórica en el film Felicitas Guerrero , por la misma vía y publicada en la edición del 9 del actual, el señor Martín Lagos coincide en señalarlos, pero elogia distintos aspectos de la cinta. Entre otros conceptos, menciona «... la excelente reconstrucción de época...» de ésta.
"En tal sentido, me permito discrepar, señalando desaciertos en materia de arquitectura, ambientación, mobiliario y decoración, que en muchas escenas resultan inadecuados y anacrónicos. Otro tanto correspondería analizar en aspectos formales de la indumentaria, los peinados y los maquillajes, así como de los modales de los personajes y la época que se evocan.
"Aun así, coincido con el señor Lagos en que el balance, entre aciertos y errores del film, resulta positivo."
Juan José Ganduglia
LE 4.601.924

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

un lector de la nación dice: